La importancia de la primera impresión: ¿Cómo es tu recepción?

Los nuevos proyectos de arquitectura interior están concediendo un nuevo protagonismo a las áreas de recepción y atención.

Zonas alrededor de las que se producen los intercambios de ideas y relación humana, en el mundo laboral.
Diferenciando a través del color, texturas y tipologías, las nuevas áreas de atención, ayudan a la organización de las nuevas sedes corporativas.

 

La importancia de la primera impresión: ¿Cómo es tu recepción?

 

En el entorno empresarial resulta imprescindible comenzar toda relación comercial de la mejor manera; tanto es así que el momento en el que un cliente (o digamos proveedor, inversor, colaborador) se acerca a nuestra firma el primer impacto visual y emocional ocurrirá en la recepción, y si ésta no refleja la filosofía y la esencia de nuestra organización estaremos empezando con una impresión errónea sobre la cultura y la personalidad de nuestra empresa.

La conceptualización de una recepción conlleva analizar previamente la tipología de la compañía, el perfil del público que atenderá, así como el rol comercial que ésta tenga previsto cumplir.

El mobiliario, el centro de las miradas.

El equipamiento y diseño de las recepciones ejerce varias funciones, y no debe perderse de vista que supondrá el primer y más relevante impacto para el visitante.

 

La importancia de la primera impresión: ¿Cómo es tu recepción?

 

Personalidad: cada uno de los elementos que conforman el área de recepción deben estar diseñados e instalados con un criterio muy particular, único, que además de conferir personalidad y transmitir los valores y la imagen de la compañía, ayude a crear emociones y dar una bienvenida estudiada. El mostrador principal y la zona de espera adquieren especial relevancia a la hora de transmitir la imagen corporativa y la afabilidad del equipo de trabajo.

Confort: incluso cuando se pretende transmitir modernidad, minimalismo o seriedad, la recepción es el punto de bienvenida, de acogimiento y, por tanto, debe crearse un espacio amable y pensado para recibir y transmitir confort y amabilidad.

Funcionalidad: La recepción es también un espacio de trabajo, de trasiego y -normalmente-, multifuncional. Debe tenerse en cuenta el tipo de actividades, herramientas, recursos y personas que ocuparán ese espacio, considerando sus necesidades ergonómicas, de bienestar, así como brindarles la oportunidad de que su área de trabajo les permita ser productivos y eficientes.

La importancia del orden: la zona de recepción es un área de alto tránsito y normalmente de corta espera, sin embargo, es el primer lugar de atención directa con nuestros visitantes. La pulcritud y el orden de este espacio es de vial importancia para garantizar un impacto que trasmita pulcritud y organización, es por ello por lo que el diseño del mobiliario debe tomar en consideración el tipo de trabajo y las necesidades propias del puesto para que sea posible mantenerlo en perfecto estado de pulcritud y fomentar la productividad.

 

La importancia de la primera impresión: ¿Cómo es tu recepción?